in

Un ganso defiende su territorio

Un ganso defendiendo su territorioMuchas veces hemos dicho y repetido que a los animales no se les debe molestar ni atosigar. Aquí dejamos un claro ejemplo de lo que puede pasar.

Unos gansos pasean tranquilamente, por una zona verde, cuando de repente un hombre se acerca a uno de ellos para molestar y el ganso le da un pequeño aviso.

[youtube width=608 height=389]gdYwVrgdNJc[/youtube]

One Comment

Leave a Reply
  1. Nunca hay que acercarse a un ánade con el cuello y la cabeza en esa posición, es una amenaza de ataque.
    Un humano también puede provocar así a un ánade, si adopta esa misma posición con su brazo a ras del suelo. cierra la mano con los dedos estirados como si fuera un pico, alarga el brazo hacia el animal rozando con la muñeca el suelo y levantado la mano hacia arriba.
    La posición de juego de un perro agachado de sus patas delanteras con la cabeza pegada al suelo, también se toma como una amenaza.
    Lo sé porque durante muchos años convivieron en mi jardín dos patos y un perro. 😀

Responder a Linuxica Cancelar la respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Un perro juega ante la mirada atenta de un gato

Como hacer un disfraz de perro bulldog