in

Una mujer condenada por sustraerle el perro al que fue su novio

Al romper su relación sentimental con su novia, un pontevedrés tuvo que sufrir en sus propias carnes que su antigua novia le sustrajera su perro.

La Audiencia de Pontevedra ha condenado a la mujer, como autora de una falta de hurto. Tendrá que pagar una sanción económica de 60 euros y además deberá devolver la mascota a su legítimo dueño.

Al parecer, cuando se acabó el noviazgo entre la pareja, la condenada acudió al local de hostelería donde trabaja a su expareja y denunciante y se llevó al can que se encontraba en el almacén del negocio.

mujer condenada por roba perro exnovio

Una vez consumado el hurto, y según puso explicó un policía, las investigaciones les permitieron saber que el perro había sido trasladado a Viveiro (Lugo).

A la hora de corroborar esta versión, los magistrados inciden en que no solo cuentan con el testimonio del agente, sino también del propietario del negocio en el que trabaja el denunciante. Este último, durante la vista oral, repitió “hasta la saciedad que él había entregado el perro” a la joven.

Para los tribunales capitalinos se trata de prueba más que suficiente para desvirtuar la presunción de inocencia de la denunciada. En este marco, sostienen que “su versión de negar el hecho de haberse llevado el can no resulta creíble”.

(Vía)

3 Comments

Leave a Reply
  1. Que triste cuando las relaciones acaban ..tambien lo sufren las mascotas.no podemos juzgar realmente no sabemos las intenciones de ella..lo digo xq a mi me paso igual ..el se llevo mis perritos y cuando quise recuperarlos no pude como en ese momento los tenia el en su casa me los quitaron a mi . Y sigo aqui sufriendo y extranandolos a traves del tiempoK

  2. Dice la noticia que “el denunciante había llevado al perro al local de HOSTELERIA donde trabaja y lo había dejado en el ALMACÉN”
    Lo pongo en mayúsculas porque me ha llamado la atención que alguien crea que el almacén de un negocio relacionado con la hostelería, sea un buen lugar para poner al perro. ¿Ahí estaba el can entre bebidas, comida y etc?¿en serio?
    Y sí, silvia martinez, el fracaso de una relación suele conllevar otros daños, sean hijos en común, perros en común, gatos, loros… lo siento por tí. Yo tengo tres perros y ni tan siquiera puedo pensarme sin ellos, los quiero un montón.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Gracias a un perro, la policía localiza a su dueño y acaba deteniéndole por amenazar de muerte a su mujer

Vídeo de Lentil, el cachorro de bulldog francés con el paladar hendido