logo-trans1


El mensaje de la Dirección General de Derechos de los Animales explicando porque sacrificaron a Negrito, el gato de Barcelona que dio positivo en coronavirus

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

El caso de Negrito, el gato de Barcelona infectado de coronavirus, ha creado una gran polémica e incluso  desde la Dirección General de Derechos de los Animales han decidido dar explicaciones.

Hasta el momento no hay ninguna prueba de que los gatos y perros puedan transmitir coronavirus pero el caso del gato Negrito ha generado miles de comentarios y de falsas teorías de contagio.

Miembros del Centro de Investigación en Salud Animal (CReSA) fueron los que encontraron un rastro del virus SARS-CoV-2, aunque con una carga muy baja, en el gato, cuyo cadáver llegó al centro desde un veterinario.

A pesar de que el gato había dado positivo en covid-19, su sacrificio no se debió a que tuviera el covid-19, sino a las graves patologías cardíacas que presentaba y que según explicaron los investigadores no estaban asociadas al Coronavirus.

Desde la propia Dirección General de Derechos de los Animales han querido aclarar con un mensaje a través de su cuenta de Twitter los motivos por los que el gato que dio positivo en coronavirus ha sido sacrificado:

El Gato positivo en COVID-19 en Barcelona no ha muerto por consecuencia de dicha enfermedad.

El animal ingresó en un hospital veterinario con síntomas como dificultades graves para respirar, una temperatura rectal de 38,5 grados, un nivel de plaquetas muy bajo e insuficiencia cardíaca.

Le hicieron una prueba diagnóstica que evidenció la presencia del virus en el organismo, aunque tras la necropsia concluyeron que no fue este el causante de la sintomatología que presentaba el animal.

El gato infectado presentaba una patología grave que no estaba asociada al Coronavirus, según indicó el resultado de la necropsia, realizada en una Unidad de Biocontención apta para trabajar con el virus.

El hallazgo de SARS-CoV-2 en este animal fue incidental y no estuvo relacionado con la sintomatología clínica por la que se decidió eutanasiarlo. Sus patologías eran graves, no asociadas al COVID-19 y que eran incompatibles con una recuperación del animal“.

 

A pesar del mensaje lanzado desde la Dirección General de Derechos de los Animales, muchos mostraron su descontento y han comparado este caso con el caso del perro Excálibur.

Negrito tenía 4 años de edad y hasta el momento no se sabe nada de los datos de sus dueños para proteger su privacidad. D.E.P. Negrito.

  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  

Añadir comentario

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.