La presión social logra que no sacrifiquen a Buddy, el cachorro que está atrapado en el aeropuerto de Barcelona | Schnauzi.com
logo-trans1

La presión social logra que no sacrifiquen a Buddy, el cachorro que está atrapado en el aeropuerto de Barcelona

 
 

cachorro-buddy-aeropuerto-barcelona

El pasado viernes Buddy, un cachorrito procedente de Nueva York, llegaba a Barcelona con todos sus papeles en regla tras pasar todos los controles sanitarios necesarios en suelo estadounidense.

Cuando la familia intentó recoger a Buddy, la responsable de salud animal del aeropuerto de El Prat les informó de que no se lo podían llevar.

El chip no se podía leer (aunque ya fue perfectamente leído en Nueva York) y la familia explicó que les dieron 3 opciones: 1. Buscar y llevar ellos un lector de chip que lo lea; 2) Sacrificar a Buddy; 3) Devolver al cachorro al lugar de procedencia.

Tras intentar leer el chip con varios lectores no hubo suerte ya que al ser un dispositivo americano daba problemas.

“Desde entonces el cachorro permaneció durante varias horas en un transportín en una nave oscura sin comida y sin agua, le hemos pedido hacer una radiografía para ver el chip, ponerlo en cuarentena, volver a vacunarlo y a ponerle el chip…”, comentó su familiar.

La familia pudo entrar a ver a Buddy y facilitarle agua, comida y en la medida de lo posible higiene. Buddy ha salido a ratos del trasportín a estirar las patas, pero está sufriendo mucho estrés por esta situación.

“Buddy no está en condiciones de volver a Nueva York y por nada del mundo vamos a dejar que lo sacrifiquen”, comentaba la familiar.

perro-atrapado-aeropuerto-barcelona

cachorro-buddy-aeropuerto-el-prat

buddy-cachorro-aeropuerto-barcelona

cachorro-buddy-barcelona

La últimas noticias sobre Buddy son esperanzadoras ya que gracias a la presión social y a las firmas recogidas el cachorro ha entrado en una cuarentena de 21 días y le pondrán otro chip.

“Quiero confirmar que Buddy está bien. Desde el sábado se encuentra en unas instalaciones limpias, dignas. No está todo lo bien que es deseable, pero no está encerrado.

No está pasando hambre. Ni tiene sed. Ni está sucio.

Hay mucho personal del aeropuerto que, de manera voluntaria y más allá de sus funciones, está yendo a visitar al animal.

Por parte del departamento de Salud Animal se nos ha ofrecido una solución, que es tener en 21 días en cuarentena a Buddy. Además, se procederá a poner de nuevo las vacunas y a ponerle un nuevo chip. Hemos contestado a la propuesta aceptándola. Agradecemos a todas las personas que se han volcado en este caso, y esperamos firmar ese acuerdo hoy.

Por otro lado, destacar que la empresa WFS, quien transporta el perro, no tiene instalaciones aptas para casos como estos, y tampoco van a colaborar en alimentar al perro durante la cuarentena. Si bien la familia de Buddy siempre ha estado dispuesta a correr con el gasto económico de la atención necesaria para el perro, hubiésemos agradecido colaboración oficial de la empresa de transporte, más allá de que alguno de sus empleados se hayan preocupado por el animal.

En cuanto podamos, confirmaremos que se ha aceptado la medida de la cuarentena.”

Esperamos y deseamos que el perro pueda salir del aeropuerto lo antes posible y estar por fin junto a su familia.

13 respuestas

  1. Berta 3 años ago
  2. mimi 3 años ago
  3. Tamara 3 años ago
    • Pepe 3 años ago
    • Migue 3 años ago
      • Irene 1 año ago
    • Luis 2 años ago
  4. luchita 3 años ago
  5. Maria 3 años ago
  6. Eveline 3 años ago
  7. emilio 3 años ago
  8. joan lopez 3 años ago
  9. ELIANA T. 2 años ago

Añadir comentario

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

error: