logo-trans1


Personas hacen una ambulancia improvisada para ayudar a un perro envenenado

Cuanto este perro resultó envenenado de forma accidental, algunos pensaron que se había acabado cualquier esperanza para salvar la vida del animal. Estaban equivocados.

Ocurrió en una zona de las Islas Galápagos cuando “Escot“, un labrador de 4 años de edad, ingirió un conocido pesticida que ataca al sistema nervioso. Se le conoce con el nombre de organofosforados.

personas hacen camilla improvisada salvar perro

Al parecer el perro había estado vagando por la isla a primera hora de la mañana y comió algo de carne envenenada. Caminó y regresó a la tienda de comestibles de su dueña y fue allí donde se derrumbó, delante de la puerta principal.

En cuanto la dueña de “Escot” vio al perro tirado en el suelo trató de ayudarlo con aceite de oliva pero eso no iba a funcionar. Tenían que llevar al perro urgentemente a un veterinario pero estaba a tres kilómetros y no tenía coche.

Fue entonces cuando decidió hacer una ambulancia improvisada con ayuda de una bicicleta. Tras varios minutos trasladaron al perro a las instalaciones del “Darwin Animal Doctors”.

La rapidez de la mujer y la ayuda de varias personas que estaban en la zona para construir la ambulancia fue crucial para salvar la vida del perro.

Según explicó el veterinario que atendió a Escot, muchas personas odian a los perros y los ven como plagas, por lo que deciden poner este tipo de venenos para mantenerlos alejados.

Afortunadamente el veneno no pudo en este caso con Escot y ahora se encuentra sano y salvo.

personas salvaron perro envenenado

perro envenenado islas galapagos

salvan perro envenenado

camilla casera para perro

perro envenenado camilla casera

improvisan camilla para salvar perro

improvisan camilla para salvar a perro envenenado

personas salvan perro envenenado

historia perro envenenado escot

Añadir comentario

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.