Un hombre culpa al hijo de su vecino de matar a su perro a tiros | Schnauzi.com
logo-trans1

Un hombre culpa al hijo de su vecino de matar a su perro a tiros

 
 

Cuando Britney Evans, una niña de 9 años de edad, encontró a su perro muerto tras haber sido disparado en varias ocasiones se quedó completamente devastada. Bryar, el querido labrador de la familia había sido asesinado cruelmente.

Bryar se unió a la familia Evans cuando era un cachorro. Brock Evans, padre de Britney, lo llevó a casa por Navidad hace dos años. Según explicó Evans a la policía, el perro murió cuando supuestamente fue disparado por el hijo del vecino en Nochevieja.

“Britney no entiende como alguien puede ser tan frío y desagradable”. “Lo matan a sangre fría y lo dejan allí tirado”, comentó Evans.

hombre-acusa-hijo-vecino-matar-perro

El triste suceso tuvo lugar en la casa que la familia Evans tiene en Wedgefield (Florida). La casa está rodeada por una gran finca y Evans explicó que nunca había hablado con su vecino.

El vecino dijo que no tenía nada que ver con la muerte del perro pero no eximió a su hijo de haberlo matado, según se explicaba en el informe del incidente. Ni el vecino ni su hijo han sido acusados.

Evans explicó que la noche del 31 su perro salió por una puerta que quedó abierta y se metió en la casa del vecino, fue entonces cuando empezó el enfrentamiento.

Los vecinos fueron a la casa de Evans para quejarse de su perro. Evans escribió en una petición una orden de alejamiento para su vecino que “apareció en estado de embriaguez y avisó que iba a disparar y matar a mi perro, además ya lo había intentado en otras dos ocasiones”.

Evans subió a su camioneta y fue a buscar a su perro. Su vecino lo siguió. “Hablé con él durante 10 minutos. Le di mi tarjeta y le dije que si había cualquier otro problema que me llamara directamente … Luego nos dimos la mano”, comentó Evans.

No vio al perro en la propiedad de su vecino y asumió que el problema se habría resuelto, Evans se fue. Luego escuchó tres disparos que sonaron detrás de la casa del vecino. Momentos después, Evans encontró a Bryar a punto de morir justo en el borde de la finca de su vecino. El perro había recibido varios disparos y murió rápidamente.

Evans acusó al hijo de su vecino de disparar al perro. El vecino sonrió y dijo: “Eso es lo que pasó. Yo no le disparé. Nunca dije que mi hijo no lo hiciera”.

La policía sigue investigando los hechos para lograr identificar al autor de los disparos. Esperamos que pronto se haga justicia y den con el asesino.

“Mis hijos están devastados”, comentó Evans.

(Vía)

Una respuesta

  1. Romy 3 años ago

Añadir comentario

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

error: