El hombre que encontró a una osezna en una carretera de León está satisfecho de haber salvado su vida | Schnauzi.com
logo-trans1

El hombre que encontró a una osezna en una carretera de León está satisfecho de haber salvado su vida

El hombre que encontro a una osezna en una carretera de Leon esta satisfecho de haber salvado su vidaLa pasada semana hablabamos de José María Gómez, un hombre que encontró una osezna en una carretera de Palacios del Sil (León).

En una entrevista concedida a los medios asegura estar satisfecho con su actuación.

-¿Cual fue su primera impresión al ver el animal en la carretera?
-Creí que era un tejón. Al acercarme ya me dí cuenta que era una cría de oso que corría un grave peligro por el gran número de camiones que circulan por esa vía. Paré el coche en el margen de la calzada y la cogí.

-¿Sintió miedo?
-No, pero sí una gran precaución por si la madre estaba merodeando. Todo fue muy rápido. Creo que la cogí sin pensarlo, era algo que tenía que hacer y lo hice.

-¿Cómo la cogió?
-Fui unos metros detrás de ella y cuando le quise echar mano intentó morderme y arañarme con sus uñas. Entonces me quité la cazadora, la envolví y la metí en el maletero.

-¿Cómo reaccionó la cría de oso?
-Con fuerza, gruñendo. Creo que tenía miedo y en todo momento estaba temblando. Toda mi vida recordaré ese momento de tener entre mis manos esa cría de oso. Por su tamaño debió de nacer en diciembre o enero. Fue algo excepcional.

-¿Una vez en el coche, qué hizo?
-Llamé a la guardería de Medio Ambiente. No me moví, sobre todo para ver si podía aparecer la madre y soltarla, y al cabo de hora y media llegaron los agentes de Medio Ambiente y se la llevaron. Durante varios días estuvieron peinando los montes cercanos con señuelos para ver si podían encontrar a la madre y soltarla.

-¿Durante esa hora y media que estuvo custodiándola, que sintió?
-Fue una experiencia única, de esas cosas agradables que sólo pasan una vez en la vida. Sentí una gran emoción cuando la tuve en mis manos y la notaba temblar, al mismo tiempo que me decía que estaba haciendo algo bueno. Me siento muy bien y satisfecho de ayudar a salvarle a la vida, ya que de haber seguido en la carretera posiblemente sería atropellada por un camión. Luego, al llegar a casa de mis padres, al principio no lo creían, pensaban que les estaba contando un cuento. Cuando les enseñé un video de poco más de un minuto que grabé con el teléfono móvil en el interior del coche, quedaron tan ilusionados e impresionados como yo.

-¿Qué espera que pase con la osa?
-Me gustaría que lo más pronto posible encontrasen a su madre y la pudieran devolver a su medio natural. No sé si será posible, pero de todas formas, quisiera que su vida discurra donde nació, en su hábitat natural.

-Es usted cazador. ¿Alguna vez se encontró por el monte con un oso?
-De caza, nunca, pero sí tuve la suerte de verlos más de una vez. Siempre a gran distancia.

Visto en: Elcomercio

4 respuestas

  1. María Isabel Ruiz Moreno 5 años ago
  2. Carlos 5 años ago
  3. patricia 4 años ago
  4. ANTONIO 4 años ago

Añadir comentario

La moderación de comentarios está activada. Su comentario podría tardar cierto tiempo en aparecer.

error: